DESPEDIDA

Bosque de Alerces

Bosque de Alerces

 

Ayer el corazón de  Ramón Guzmán Resino, dejó de latir y el mío, todavía me duele un poco. Amigo del alma,  compañero en la Junta de la  AEBH, Director del Aula La Montera de Sevilla, dramático- terapeuta gestáltico, enseñante incansable, ¡cuánto hemos compartido, cuánto hemos aprendido juntos y de ti!.

Tu cuerpo inerte,

Tu alma resistiéndose a partir, ¡tantos te reclaman todavía!

Tanquilo Ramón,

has hecho todo,

has dado todo,

¡es suficiente!

Tu alma no ha podido quedarse más.

Las semillas plantadas darán sus frutos, …¡son tantos!

Descansa en paz.

                                                                                                        Sara 

Duelo  según la RAE

  1. Dolor, lástima, aflicción o sentimiento.
  2.  Demostraciones que se hacen para manifestar el sentimiento que se tiene por la muerte de alguien.
  3. Reunión de parientes, amigos o invitados que asisten a la casa mortuoria, a la conducción del cadáver al cementerio, o a los funerales.

Y para nuestra alma ¿qué significa elaborar un duelo?

Podemos recordar y agradecer el bien recibido de los que se han ido, así seguirá haciendo efecto en nuestra vida, y estarán presentes.

¿Qué pasa si seguimos con el reclamo, las quejas, los rencores?, así permaneceremos atados al mundo de los muertos y dejamos de estar presentes en nuestra propia vida.

Y, si nos sentimos culpables de algún daño que podamos haber causado a un muerto, abandonándolo o incluso siendo responsables de su muerte. O, si culpamos a otros por ello.

Y, si pensamos que debemos vengar a los muertos, ¿de qué les serviría a ellos?, y,¿a nosotros? Es una lucha contra la muerte y ella siempre gana. Todos llegamos a este mundo sabiendo que algún día lo dejaremos.

Todas estas actitudes impiden la despedida y facilitan el alargamiento de los duelos.

Sin embargo, si nos despedimos con amor, un sentimiento de paz y amor pleno llenará el vacío anterior. Despedirse, también es aceptar profundamente el que para los muertos y para nosotros, la relación ha acabado  y así algo de ellos queda en nosotros, y después les dejamos que marchen en paz.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *