Blog Archives

Familia

 


FAMILIA

Del latín familia. Según la RAE: “Grupo de personas emparentadas entre sí que viven juntas”

Si lo miramos desde el punto de vista Sistémico, vemos que todos, con el nacimiento formamos parte de una familia. Las relaciones y vínculos que ahí se dan, son el punto de partida de muchos de nuestros males, y al mismo tiempo de donde tomamos la fuerza para salir adelante.
Nos explicaron que tras la expulsión del paraíso de Adán y Eva, se fueron multiplicando y como ya no lo tenían tan fácil, se desplazaban de un lugar a otro para ganarse el pan con el sudor de su frente, – más o menos como ahora-. Eran cazadores y recolectores, con el tiempo también se fueron asentando como agricultores.

El grupo original era una HORDA de entre 20 y 30 miembros. Estos miembros dependían los unos de los otros para bien y para mal. Nadie podía abandonar la horda sin perecer. Asimismo era impensable que un miembro fuera excluido, excepto en caso de que matara a otro miembro. Hecho reflejado en la Biblia en la historia de Caín y Abel, donde vuelve a aparecer la dualidad del bien y el mal.

En la horda era impensable que un miembro negara el derecho de la pertenencia. Sin embargo, todos sabían que el grupo tenia prioridad sobre las necesidades personales, por eso en una horda nómada se quedaban atrás los ancianos y los enfermos en cuanto se convertían en una carga para el grupo. Así estaban dispuestos a morir y nadie se lo impedía por algún tipo afecto. Por este mismo motivo, se abandonaban los niños débiles o discapacitados.

¿Eran crueles estas hordas? Conocían sus límites y asentían a ellos. El derecho a la pertenencia encontraba su límite en el bien del grupo. Todo servía a la supervivencia y a la continuidad del grupo como un todo.

 Para quien no la haya visto, recomiendo la película “La balada de Narayama” del director Shohei Imamura, galardonada con la Palma de Oro en 1983.